MI PUEBLO Y LA MINA

kleinfischlingen

Vivo en Kleinfischlingen, un pueblito agrícola en el sureste de Alemania, de aproximadamente 300 habitantes, que recuerda como su visitante más ilustre a un peruano, el arqueólogo Federico Kauffmann Doig.

Ubicado en una región de viñedos y de sembríos de coles, zanahorias, remolachas, espárragos, girasoles, colza, trigo, maíz y papas, además de huertos de manzanas, peras y duraznos y de jardines donde crecen cerezos, nogales y arbustos de frambuesas, moras y grosellas, a unos diez kilómetros se divisan en la lejanía las colinas pobladas de vegetación donde comienza el Bosque del Palatinado, la reserva natural boscosa más grande de Alemania, habitada por una fauna variada, entre ella jabalíes, venados, comadrejas, ardillas y liebres silvestres.

No es un paraíso, pero mi antiguo e insignificante poblado es un lugar donde se experimenta una cercanía entrañable a la tierra que nos nutre y donde se puede sentir en las venas el valor del trabajo humano cada vez que se escancia una copa del fragante vino (tinto, blanco o rosé) que se produce localmente.

Si algún día se descubrieran metales valiosos en los terrenos y una empresa minera quisiera iniciar la explotación a tajo abierto —y el gobierno hiciera las concesiones del caso, sustentándose en criterios puramente económicos—, todo el dinero que produjera la labor extractiva no compensaría el daño ecológico y humano que se ocasionaría. ¿Qué vino podría producir una tierra contaminada y con recursos acuíferos alterados, aunque eso se tradujera en una infraestructura más moderna?

Esos beneficios económicos son pura mierda comparados con todo aquello que perderíamos.

Dedico estas palabras a los campesinos de Islay que defendieron su terruño frente a la mina.

(Columna escrita para la edición del 27 de mayo de 2015 de Exitosa Diario)

kleinfischlingen_1 kleinfischlingen_2

________________________________________

Según la crónica incluida en la página web de Kleinfischlingen, el 27 de abril de 2008 la comunidad recibió la visita de más alto nivel en toda su historia. El Dr. Federico Kaufffmann Doig (nacido el 28 de septiembre de 1928 en Chiclayo), entonces embajador del Perú en Alemania, fue a Kleinfischlingen en busca de sus ancestros. Llegó acompañado del parlamentario alemán Mark Lothar, con la intención de saber más sobre su antepasada Margarethe Wilhelmine Odenwald, quien vivió en Kleinfischlingen entre 1745 y 1752. El historiador y archivista del pueblo, Kurt von Nida, no sólo le confirmó que la mencionada mujer había nacido en el pueblo, sino también su padre, el párroco luterano Georg Friedrich Odenwald, constructor de la imponente casa parroquial protestante, que todavía existe.

Después de visitar la iglesia protestante, el señor von Nida le entregó al arqueólogo y antropólogo peruano una carpeta con copias de documentos referentes a sus ancestros, encontrados en los archivos locales. El Dr. Kauffmann Doig agradeció la calurosa acogida con las siguientes palabras en alemán estampadas en el libro de huéspedes del pueblo: «Eine meiner größten und schönsten Überraschungen in meinem Leben hat mir der Ausflug nach Kleinfischlingen gebracht» [«Una de las más grandes y más hermosas sorpresas de mi vida me la deparó el paseo a Kleinfischlingen»].

kauffmann_doig_kleinfischlingen_1 kauffmann_doig_kleinfischlingen_2
Anuncios

8 pensamientos en “MI PUEBLO Y LA MINA

  1. … y Dios nos regaló un enorme pedazo de tierra para subsistir, un jardín hermoso lleno de plantas y animales, un sistema natural que es todo un misterio, donde la luz del sol al amanecer pareciera prometernos la vida misma, y donde la oscuridad de las noches parecieran sembrar el enigma de la esperanza, de saber que pase lo que pase el sol saldrá triunfante una y otra vez.

    Y luego vinieron muchas personas, sólo algunas de ellas se adueñaron de casi todo ese terreno. Lo segmentaron en parcelas y se lo repartieron, y ahora lo alquilan, lo revenden, lo destruyen para exprimirle las 3 o 4 gotas de oro que guarda.

    Si yo mismo le regalaría un terrenito a alguien, para que pueda subsistir y hacer allí su vida, y luego ese alguien se portase de esa manera con otras personas que también necesitacen subsistir, realquilándolo, vendiendo sus partes para llenarse de dinero. Y si éste destruyese esa tierra envenenando con sus residuos a todos los demás, como me sentiría yo.

    Como se sentiría el que dió ese regalo ?

    Me gusta

  2. Será que en Alemania no se criminaliza la protesta social, será que en Alemania hay un partido ecológico al cual no se le lanzan insultos y calumnias, ni se les acusa de ser violentistas, terroristas, etc, etc. Será que el pueblo alemán está más consciente de la protección de su naturaleza que en Arequipa, donde los campos van desapareciendo ante la urbe, donde a un grupo que maneja las empresas y comunicaciones no les interesa lo que pase con los pobladores de comunidades. Será que el nivel de debate es infinitamente más culto que los que oímos en estas radios peruanas y de sus comentaristas o “periodistas”, que también se esfuerzan en tapar las miserias de la clase que los mantiene y no se castiga al empresario corruptor. Será que en radios de la concentración y servil a la Confiep y a la snmpe han reemplazado a críticos y han puesto a tontos útiles. Será que el sodalicio de Arequipa también tiene su rol, quien sabe, pero una muestra de eso es el espacio que ocupa hace no mucho uno de sus cuestionados personajes que regenta un cursi blog, donde mezcla odas a la caridad con ataques furibundos y agravios a todo lo que sea feminismo, homosexualidad, etc, etc., y que da charlas somnolientas sobre familia en empresas mineras? Mi solidaridad con la gente de Islay, que defiende su medio ambiente y su naturaleza, ojalá ellos y el estado no claudiquen ante intereses empresariales..

    Me gusta

    • Bueno, de todo lo que has mencionado : acá en Alemania también hay problemas – nunca como allá – y de hecho la cultura ha llegado a entender un par de principios certeros para posibilitar la convivencia, pero una cosa está clara : los debates acá no son pues a nivel “sodalicio”. Acá se debate mucho y hay intereses políticos muy marcados de parte de la derecha, para variar, pero no pues a nivel Kindergarten, ni autoritarista, ni poco crítico y/o autocrítico, ni ignorante, ni pésimamente informado, ni se permiten tantas manipulaciones, etc. etc., el que no tiene el nivel para debatir se va a su casa y se acabó la historia. No veo – por acá – en los debates desde hace más de 20 años ni posturas ideológicas ni argumentos tradicionalistas, acá esas son ansias de poder de la época de la carreta.
      Es sintomático que los sodálites se hayan retirado, con el rabo entre las piernas, de los debates que habían aquí, creo que tampoco les podía quedar otra alternativa, sino la de manipular, presionar y obligar a sus miembros para que no “lean” este blog 🙂

      Y si algo está recontra claro : acá, en Alemania, los oprimidos se han ganado estos derechos a punta de mucha lucha y buena organización (la última ‘tanda’ desde las revueltas del año de 1968). Si no hubiese sido así, los pobres estarían todavía todos fritos. Y no lo están, aunque desde que la derecha está en el gbno. (ahora) andan un poco tostados. Total, si te atacan = te defiendes, o después no te quejes porque el egoísmo y la avaricia no perdonan.

      Pero no, acá tienes derechos que aún los más poderosos capitalistas achorados tienen que respetar o se van a la cárcel, así de simple. Pero como en el Perú y otros países por allí hay tanto masoquismo …. , bueno pues, que sigan embullidos en su pasividad, porque si están esperando que instituciones como ‘el comercio’, casi prensa o los sodálites les otorguen derechos humanos que merecen y necesitan, mejor que esperen echados, o que pierdan toda esperanza…

      Me gusta

  3. Será que en Alemania la gente no mata a Policías destruyéndoles el cráneo, ni amenaza a sus vecinos con incendiar o apedrear sus casas y/o negocios si no piensan como ellos, ni forman grupos paralelos de “defensa” violenta (emulando a los espartanos), ni financian paros “pacíficos” con la finalidad de evitar que el costo de la mano de obra suba si llega una empresa minera a la zona, ni amenazan con quemar campos de cultivos y maquinaria si otros empresarios siguen trabajando, ni destruyen las pistas de la capital de la Región en un intento por establecer barricadas, ni piden un millón y medio de “lentejas verdes” para detener la protesta social, ni existe en Alemania un partido verde que solo es verde contra el gran capital, pero es blanco contra los mineros ilegales y menos aún denuncia la violencia contra Policías y ciudadanos que piensan diferente, ni se olvidan que muy cerca hay minería ilegal que destruye el medio ambiente. La realidad es mucho más compleja de lo que Martín ha descrito y lo que Juan Carlos trata de definir. Yo por mi lado se que ni Southern, ni las autoridades, ni el Sodalicio y menos los angelitos de Islay son santos de mi devoción.

    Algo tengo que agredecerle a partidos políticos como Tierra y Libertad, han logrado que compre unos terrenos a precio de ganga en Cajamarca con la suspensión de otro proyecto minero, en unos años ganaré el doble con su venta. Esperemos que paren en Piura en Sechura otro proyecto minero, necesito comprar un terreno muy grande para almacenes en Paita y la minería de Piura encarece las cosas.

    En Islay las cosas seguirán igual una clase mercantilista muy fuerte y un pueblo que trabaja para ellos sin beneficios sociales. Claro el Valle seguirá igual y quizás peor que sin minería. Nada más y nada menos.

    Me gusta

    • Te equivocas. Todo eso hubo y sigue habiendo en Alemania. El movimiento antifachista de Alemania de ahora claro que sale a la calle y hace barbaridad y media. La derecha ha hecho lo imposible para sacárselos de encima, sin mayor éxito.
      También hubo un grupo de izquierda que tuvo exactamente ese nombre : ‘Spartakus’. Pero eran muy ideológicos y los antifas mismos los marginaron, dejaron de estar activos allá por el ’97, se metieron en problemas con las instituciones de seguridad del estado.

      Estás tratando de debatir y dejar legitimizar tus argumentos sin tener la menor idea de lo que escribes.

      Y ‘verdes’ hay aquí por todas partes. El partido de los verdes de acá (Die Grüne) y que hoy está en el gobierno en diferentes coaliciones a lo largo de toda la república alemana – regionalmente – , proviene de un movimiento terrorista que tuvo fuertes conexiones hasta con la mismísima RAF (Rote Armee Fraktion > Fracción de la Armada Roja). No sé de qué hablas …

      Acá en Alemania, si las empresas hicieran lo que en Perú, sería todo un escándalo con brutales consecuencias. Si ahora hay “más” paz y menos violencia es porque entre derecha e izquierda hay un mutuo respeto, producto de una larga lucha. Pero definitivamente y sin la menor duda se han logrado derechos jurídicos en el área social y medioambiental con las que gente como tú no tendría acá la menor posibilidad de generar un centavo.
      Pero como los empresarios alemanes son brillantes, han aprendido a generar sus millones sin hacer tal daño social ni medioambiental. Son las leyes, producto de esa lucha, las que los tienen bajo control, pero eso no quita que un emprresario talentoso pueda ganar buen dinero. Te escribo desde la ciudad en Alemania donde más millonarios existen y trabajan. No como los holgazanes oportunistas de Perú y otros países. Yo mismo vivo en un distrito donde vez semejantes condominios y semejantes carros de colección, casas cuyos jardines tienen hectáreas.

      Sin la menor duda > la realidad es mucho más compleja de lo que tú crees 🙂

      Me gusta

  4. Y creo que ya todos saben o sino los pongo al tanto que pronto saldrá el libro de Pedro Salinas y Paola Ugaz sobre el Sodalicio, promete volver a poner sobre la palestra a estos dos periodistas tan venidos a menos en el último tiempo.

    Me gusta

    • Claro que era inevitable que defensores del sodalicio se pronuncien, quienes como buenos fariseos salen a la arena a decir tontería y media sin ningún nivel de debate cuando las papas queman y temen por su imagen.

      Cuando se trata de imagen : el sodalicio sale a gallinear al campo cuando se trata de valores : callan como cómplices.
      Lo gracioso del caso es la inconfudible mezcla entre ignorancia y arrogancia en ambos casos.

      En todo caso gracias por la propaganda para la periodista Ugaz y el periodista Salinas, aunque creo que no les va a hacer falta.
      Sabes como se llama el libro ?

      Me gusta

      • Y muy al márgen de mi propia opinión y de mi postura con el tema, que no coincide con la de Pedro Salinas, quisiera remarcar que Pedro Salinas mantiene una despiadada crítica para con el aspecto institucional de la Iglesia, no sabiendo hasta que punto diferencia él entre la “Iglesia establecida como institución realizada por Xto” y la manera tan triste en que “los seres humanos deforman e instrumentalizan a las instituciones en general”, es decir > también a la institución que Xto realizó.
        Tampoco sé qué tanto desmenuza él la razón por la cual este problema existe, o describe el problema como para plantear soluciones, o más bien lo evita tratando de tirar a toda la Iglesia por la borda. Tampoco sé en qué proporción se vincula él mismo a este problema, intentando describirse a sí mismo como parte de él.

        Estas son preguntas que nos competen a todos los que creemos en una Iglesia. Pero la postura de pretender ignorar a quienes hacen críticas fundamentadas contra la “Institución Iglesia”, o desacreditarlos por esperar que todo en la Iglesia siga igual, es algo que no puedo apoyar si es que me considero católico. Hay que entender qué es lo que está pasando y hablar sobre eso, y al igual que en la mina y la tierra, no colaborar con el silencio de los convenidos, de quienes destrozan la tierra y los pueblos, sino de renovar el terreno eclesial.

        Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s